top of page

Guía de preparación: Sesión de Maternidad

¿NECESITO PREPARARME PARA LA SESIÓN DE FOTOS DE MATERNIDAD?
¡Sí! La sesión de maternidad es la oportunidad perfecta para darse un cariñito y sentirse como una reina. 
SIN DUDA ALGUNA CUANDO TE PREPARAS BIEN, EL RESULTADO FOTOGRÁFICO ES GRANDIOSO Y SE NOTA LA DIFERENCIA.

0R3A7286vcopy.jpg

Cuida cada detalle: 

El cabello, el maquillaje y las uñas son importantes para sentirte y lucir lo mejor posible. Recomiendo tener una manicura y pedicura fresca para su sesión y realizar tu maquillaje y peinado el día de la sesión en la mañana. SOY MUY BUENA CON PHOTOSHOP, PERO NO SOY MAGO :)
(No hago maquillajes en photoshop, ni pinto uñas.) 

Antes de la sesión de fotos en el estudio podrás revisarte en el espejo, añadir labial o algún toque final a tu maquillaje o cabello, pero no podrás comenzar tu maquillaje o peinado de cero en el estudio
Esta preparación toma tiempo y se debe realizar con antelación, y si es posible de la mano de un/a profesional en el área. 


Maquillaje:
A continuación algunos ejemplos de maquillajes recomendados:
Siempre recomiendo un maquillaje con tonos "nude" o tonos neutros. De esta forma nos aseguramos de que el maquillaje combine con cualquier cambio de vestuario o escenario a utilizar.

Trata de que tu maquillaje vaya a tono con el estilo fotográfico que vamos a hacer. Por ejemplo, si el estilo de las fotografías es más casual, no realices un maquillaje con tonos muy oscuros. Si el estilo de las fotografías es más dramático, crea un "look" cargado con colores más oscuros y sombras más llamativas para que vaya a tono con la escena.

Si vas a usar un labial con un color fuerte como rojo o vino, que sea algo muy intencional, como por ejemplo: que la vestimenta de las fotos negra, roja, blanca o en "jeans" y quieres que resalte el color de los labios. 

Asegúrate de llevar un labial de color neutro al estudio por si tienes que cambiártelo para el otro cambio de vestuario. 

A evitar:
Para cuidar la naturalidad y delicadeza de las fotografías evitemos colores chillones, colores metálicos, y pestañas postizas que se vean muy artificiales y brillosas.

Cabello: 
Ya sea que lo vayas a usar al natural o estilizarlo, a continuación  algunos ejemplos para peinarte.
Para la sesión puedes utilizar tu cabello en hondas sueltas, completamente estirado, con un "bun", "cola de caballo", trenza, rizo o afro, etc.

Trata de que tu peinado vaya a tono con el estilo fotográfico que vamos a realizar. Por ejemplo, si el estilo de las fotografías es más casual, péinalo con hondas más sueltas y un estilo menos cargado. Si el estilo de las fotografías es más dramático, hazte un "look" dramático para que vaya a tono con la escena.